Autoclaves

Los autoclaves son los aparatos que se utilizan para esterilizar el instrumental sanitario, el material de laboratorio y otros elementos que requieran de un proceso exhaustivo de eliminación de microbios y esporas. La correcta esterilización de este tipo de productos es la mejor opción para evitar el riesgo de infecciones en pacientes y clientes de centros de estética o de tatuajes, por ejemplo.

El método de esterilización de los autoclaves se basa en el calor húmedo, el cual requiere de temperaturas superiores a las de ebullición, que van desde los 121° a los 134°.

Tipos de autoclaves

Existen tres tipos de autoclaves en función de los ciclos de esterilización de los que disponen:

- Autoclaves clase S: son los aparatos indicados para esterilizar material sólido, embalado y sin embalar, pequeños elementos porosos o con cavidades poco profundas y anchas. No sirven para elementos textiles.

- Autoclaves clase N: recomendados para la esterilización de material sólido sin embalar y sin huecos ni cánulas. También apto para líquidos.

- Autoclaves clase B: son los que realizan el proceso de esterilización más completo. Pueden utilizarse con productos porosos con huecos, líquidos y elementos textiles. Se usan en medicina, odontología, veterinaria, centros de tatuaje, etc.

En nuestra web podrás comprar autoclaves con la mejor relación calidad-precio. Todos nuestros aparatos de esterilización cumplen con la normativa exigida para este tipo de productos.

Los autoclaves son los aparatos que se utilizan para esterilizar el instrumental sanitario, el material de laboratorio y otros elementos que requieran de un proceso exhaustivo de eliminación de microbios y esporas. La correcta esterilización de este tipo de productos es la mejor opción para evitar el riesgo de infecciones en pacientes y clientes de centros de estética o de tatuajes, por ejemplo.

El método de esterilización de los autoclaves se basa en el calor húmedo, el cual requiere de temperaturas superiores a las de ebullición, que van desde los 121° a los 134°.

Tipos de autoclaves

Existen tres tipos de autoclaves en función de los ciclos de esterilización de los que disponen:

- Autoclaves clase S: son los aparatos indicados para esterilizar material sólido, embalado y sin embalar, pequeños elementos porosos o con cavidades poco profundas y anchas. No sirven para elementos textiles.

- Autoclaves clase N: recomendados para la esterilización de material sólido sin embalar y sin huecos ni cánulas. También apto para líquidos.

- Autoclaves clase B: son los que realizan el proceso de esterilización más completo. Pueden utilizarse con productos porosos con huecos, líquidos y elementos textiles. Se usan en medicina, odontología, veterinaria, centros de tatuaje, etc.

En nuestra web podrás comprar autoclaves con la mejor relación calidad-precio. Todos nuestros aparatos de esterilización cumplen con la normativa exigida para este tipo de productos.